PLPintoNews  

Cómo Actúan los Antidepresivos en la Depresión

 
 

La depresión es una de las enfermedades más difíciles de diagnosticar y tratar, que se inicia debido a que muchos pacientes no pueden identificar que están enfermos y que necesitan tratamiento. Muchas personas no pueden diferenciar sus sentimientos de tristeza, baja autoestima, frustración y trastornos en el estado de ánimo de una crisis pasajera causada por un problema diario, de algo más grave, como una depresión que debe recibir tratamiento.

En este artículo puedes leer:
¿Qué son medicamentos antidepresivos?
¿Cómo funcionan los medicamentos antidepresivos?
¿Cuáles son los efectos de los medicamentos antidepresivos?
¿Qué síntomas tratan los antidepresivos?
¿Son iguales todos los medicamentos antidepresivos?
¿Los antidepresivos causan efectos secundarios?
Los miedos más comunes con respecto a los antidepresivos
Productos y Artículos que nosotros Recomendamos

xxxxxxxxxxxxxx

Los síntomas de la depresión se caracterizan por una serie de sentimientos, que cuando se combinan y están presentes durante una semana o más, pueden indicar la presencia de la depresión, la cual siempre debe ser confirmada por un médico, de preferencia, psiquiatra:

  • Bajo estado de ánimo casi todo el día.
  • Ansiedad y agitación
  • Dificultad para concentrarse.
  • Perdida significativa de peso sin razón aparente.
  • Trastornos del sueño – insomnio o aletargamiento.
  • Fatiga crónica o falta constante de energía.
  • Pensamientos negativos, sentirse inútil o incluso tener pensamientos suicidas.

Pero, para considerarse depresión, estos sentimientos deben ser lo suficientemente fuertes como para causar una angustia significativa en la vida social, y no solo síntomas leves.

¿Qué son medicamentos antidepresivos?

Estos medicamentos son a menudo utilizados por personas que no los necesitan, solo por tener dificultades para dormir o son usados como tranquilizantes, pero solo deben ser utilizados por personas que sufren trastornos depresivos.

Los medicamentos antidepresivos actúan sobre el sistema nervioso central combatiendo los efectos de la depresión y normalizando los sentimientos recurrentes ocasionados por ella: tristeza, bajo estado de ánimo, angustia, falta de motivación, falta de energía, trastornos del sueño y del apetito, entre otros.

¿Cómo funcionan los medicamentos antidepresivos?

Actúan directamente en el cerebro, corrigiendo la transmisión neuroquímica y equilibrando el estado de ánimo, que cuando se ve fuertemente afectado, hace que el individuo varíe entre los estados de tristeza y alegría, y actúan contra los síntomas descritos en el párrafo anterior.

Los antidepresivos funcionan aumentando o prolongando la actividad de determinadas sustancias químicas del cerebro, como la norepinefrina y la serotonina, que son reguladores del estado de ánimo y son neurotransmisores que interconectan las células nerviosas del cerebro y los otros órganos del cuerpo.

Los antidepresivos funcionan, básicamente, al nivelar la producción de neurotransmisores, estimulando la producción de aquellos que tienen niveles bajos e inhibiendo la producción de aquellos que se generan en exceso, permitiendo el equilibrio necesario para la función normal del cerebro.

¿Cuáles son los efectos de los medicamentos antidepresivos?

los efectos de los medicamentos antidepresivosLos antidepresivos son diferentes a otros medicamentos, como los psicoestimulantes, que causan dependencia y actúan de manera muy diferente. Los antidepresivos tienen la función de reequilibrar el trastorno depresivo restaurando el equilibrio cerebral sin causar dependencia.

Los antidepresivos son medicamentos de acción lenta, pudiendo demorar hasta 15 días en comenzar a ver resultados, de manera que el tratamiento completo puede llevarse varios meses. Por lo tanto, el tratamiento debe ir monitoreado por un médico y no debe interrumpirse antes de que este lo autorice.

Es por ello por lo que, la prescripción de antidepresivos siempre debe ser avalada por un médico, quien decide cuál de todos es el más apropiado para el tipo de depresión que experimenta en ese momento el individuo, incluso si este ha tenido otros episodios de depresión, ya que no siempre son iguales.

Como se mencionó anteriormente, estos medicamentos son diferentes a los tranquilizantes, medicamentos para dormir o analgésicos, y no se pueden tomar solo al sentir algunos de los síntomas o de manera irregular.

El tratamiento debe ser planificado con su médico y debe seguirse y mantenerse durante el tiempo que sea necesario para eliminar la depresión de forma permanente. No puede detenerse cuando el paciente siente mejoría, porque esto es la causa de una recaída a los pocos días o semanas.

¿Qué síntomas tratan los antidepresivos?

Como hay varios tipos de depresión y de antidepresivos, estos deben adaptarse a cada paciente, ya que a veces es necesario combinarlos entre sí o con otros medicamentos para el estrés o la ansiedad.

Los síntomas más comunes tratados por los antidepresivos son:

Los síntomas más comunes tratados por los antidepresivos

  • La angustia
  • La falta de concentración
  • La tristeza profunda
  • La diminución de energía
  • La falta de libido (deseo sexual)
  • Ansiedad e irritabilidad elevada
  • Perdida de interese en las actividades que antes le causaban placer
  • Desinterese por la vida
  • Alteraciones en el apetito
  • Alteraciones del humor
  • Trastornos del sueño
  • Pensamientos negativos o suicidas

¿Son iguales todos los medicamentos antidepresivos?

No, existen diferentes tipos de antidepresivos, que actúan de manera diferente en el cerebro. Se debe tener en cuenta los síntomas de depresión que tiene la persona porque algunos son más estimulantes, combatiendo mejor la falta de energía y el letargo, mientras que otros actúan mejor contra la angustia, la tristeza, la ansiedad y el nerviosismo.

Como hay diferentes tipos de depresión, es necesario adaptar los antidepresivos a la depresión en sí misma, ya que algunos pacientes no mejoran con algunos antidepresivos y mejoran con otros. Para algunos, incluso es necesario combinar dos antidepresivos diferentes para obtener los resultados deseados.

Por esta razón, si la persona ya sufrió depresión y recibió tratamiento con antidepresivos, es importante que le indique al médico cuáles ha tomado y qué efectos ha obtenido con cada uno de ellos, para lograr un diagnóstico más exacto.

También es importante proporcionar información sobre otros medicamentos que se están tomando y analizar los posibles efectos negativos que puede tener cada antidepresivo y la tolerancia del paciente, así como la interacción con otros medicamentos que puedan estar tomando.

¿Los antidepresivos causan efectos secundarios?

La prescripción de antidepresivos es esencial, pero solo cuando un médico especialista identifica que la persona padece de depresión, debido a los fuertes efectos secundarios que estos medicamentos pueden causar en el paciente, tanto físicos como psicológicos.

Debe prestarse mucha atención a la dosis prescrita, el tipo de antidepresivo elegido, la interacción con otros medicamentos que el paciente está tomando y su efecto al ser combinado con bebidas alcohólicas.

Los efectos secundarios más comunes de los antidepresivos son:

Los efectos secundarios más comunes de los antidepresivos

  • Aumento de la ansiedad, irritabilidad y agitación.
  • Somnolencia
  • Perdida del deseo sexual y otros problemas sexuales, tales como disfunción eréctil y baja frecuencia de orgasmos.
  • Aumento del apetito y del peso.
  • Perdida del apetito.
  • Alteraciones intestinales, como el estreñimiento.
  • Dolores de cabeza.
  • Trastornos del sueño.
  • Visión borrosa.
  • Boca seca.

Muchos pacientes que saben que padecen de depresión evitan acudir a su médico para que les prescriba estos medicamentos, porque tienen un gran temor a sus efectos secundarios. Temen volverse adictos, aunque los antidepresivos no causan dependencia, temen perder su vitalidad sexual, lo que puede ocurrir, y sentir apatía a la hora de disfrutar de la vida, aunque sea precisamente lo contrario.

La verdad es que los antidepresivos pueden presentar diversos efectos secundarios leves o más graves, especialmente al inicio del tratamiento. A menudo, las personas que comienzan el tratamiento para combatir la depresión empeoran sus síntomas antes de comenzar a mejorar, pero muchas veces hay que hacer algunos sacrificios antes de alcanzar nuestras metas.

¿Cuánto tiempo dura el tratamiento con antidepresivos?

Solo el médico a cargo puede determinar el tiempo necesario mientras evalúa al paciente, pero generalmente son tratamientos largos que duran seis meses o más. Muchos pacientes tienen una tendencia depresiva tan frecuente que necesitan tomar antidepresivos constantemente como medida de precaución para prevenir crisis. En este caso, el medicamento funciona no solo como tratamiento sino también como medida preventiva.

Es necesario tener en cuenta que la mayoría de las personas que sufren depresión tienen episodios recurrentes de vez en cuando. Un solo episodio de depresión es la excepción a la regla.

Los miedos más comunes con respecto a los antidepresivos:

Los miedos más comunes con respecto a los antidepresivos

  • Miedo a dañar el cerebro, lo cual ha sido probado por varios estudios que no es real, a diferencia del daño causado por los largos episodios de depresión no tratados.
  • Miedo de que se altere la personalidad del individuo, pero en realidad lo que hacen es mejorar la disposición de la persona para enfrentar la vida y los problemas cotidianos, ayudándolos a encontrar placer en realizar actividades que ya no le gustaban.
  • Miedo a la adicción, pero a diferencia de los ansiolíticos y los tranquilizantes, los antidepresivos no crean ningún tipo de adicción. Sin embargo, el tratamiento no puede interrumpirse, por el fuerte riesgo de una recaída aún más grave.
  • Miedo a aquedar "dependiente" de ellos de por vida, lo que puede ser cierto en pacientes con depresiones muy fuertes o crónicas. La depresión no tiene una cura permanente, pero puede ser controlada, y estos medicamentos tienen el efecto de reducir o eliminar los síntomas, que pueden o no reaparecer.
  • Miedo a volverse más apáticos, lo cual no corresponde a la realidad porque, aunque estas medicinas no sean la píldora para la felicidad, solo funcionan en personas que están enfermas y no tienen ningún efecto en personas sanas, brindan una sensación de bienestar, una forma de mayor felicidad, pero solo en personas que tienen trastornos psiquiátricos. Así que el resultado es precisamente eliminar la apatía que sienten las personas deprimidas.
  • Miedo de perder el interés sexual, tener una libido baja, que puede ocurrir con estos medicamentos; pero la verdad es que la depresión también causa una libido baja, por lo que la mayoría de las veces vale la pena recibir el tratamiento y luego después del tratamiento recuperar el interés sexual completo.

Conclusión

El grupo de medicamentos al que pertenecen los antidepresivos es esencial en el tratamiento y prevención de la depresión, pero no son píldoras mágicas, que resuelven todos los problemas de la depresión al tomarlas.

Como regla general, el tratamiento debe ir acompañado de asesoramiento psicológico y deben ser alentados y explicados al paciente y su familia, ciertos comportamientos que ayudarán a curar la depresión, como no aislarse, salir a tomar la luz del sol, convivir con otras personas no deprimidas y cualquier comportamiento que pueda ayudar a “sacar adelante a la persona”.

Escrito por los colaboradores de PLPintoNews
 
1 - Nosotros Recomendamos:
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
 
 
 
» Acerca » Contactos » Condiciones
Nosotros promovemos o sugerimos la venta de productos y /o servicios que no son nuestros. Nuestras recomendaciones siempre se basan en nuestra creencia de que el producto proporcionará información y servicios excelentes y valiosos.
Sin embargo, esta información nunca debe tomarse como un consejo médico o una receta de tratamientos para cualquier enfermedad.
PLPintoNews - Mujer Espanol
PLPintoNews Vida Saludable

Todos los derechos reservados.